Argentina – En un día como hoy

Hace 5 años, el 11 de septiembre de 2001, fue sin duda una jornada negra, un día que no voy a olvidar.
Eran las 10 de la mañana en Argentina, yo me encontraba en mi puesto de trabajo, en ese entonces estaba en una de las mayores empresas aseguradoras del país, cuando sonó mi interno.
Era mi mujer que me dijo:

  • “Acaba de llegar un telegrama, estas despedido desde ayer!”

Mire en torno, a mis compañeros que se encontraban sentados, junto a mi y repetí la frase, incrédulo.
Nadie decía nada, todos sabían algo, pero ninguno había tenido el coraje de anunciármelo.

Luego de despedirme de todos, sin todavía tomar conciencia de la situación, salí a la calle taciturno y me dirigí al banco, donde tenia mi cuenta, que estaba algunos metros mas allá, para aceptar la propuesta que me habían hecho la semana anterior. Es decir: transferir mis depósitos de pesos a dólares, sin tener que pagar ningún costo.
Dado que la situación no era de las mas alentadoras, me pareció una buena propuesta, además después de lo sucedido, ya tomaba fuerza en mi, la idea que me rondaba por la cabeza desde hacia algún tempo, emigrar!.

No tarde mucho en tomar conciencia, de que había cometido uno de los mayores errores hasta ese entonces, pues poco tiempo después, mis depósitos quedaron atrapados, en el tristemente celebre “corralito”.
Estuve vagando sin rumbo por algunas horas, con miles de pensamientos que me pasaban por la mente, dos años antes, había contraído matrimonio, tenia una hipoteca sobre mi departamento y como dije antes, el futuro era muy incierto.
Me dirigí hacia mi casa y de camino, me detuve a casa de una amiga psicóloga, para pedir por primera vez en mi vida, una ayuda de este tipo.
Cuando llegue a casa, luego de abrazar a mi mujer, que me esperaba para consolarme, me dijo:

  • “Hubo un atentado en EEUU!”.

Encendí la tv y vi las imágenes en directa de las torres gemelas aun humeantes, que luego se desplomaron.
Allí me di cuenta, de que este, era el mejor acontecimiento de la jornada.
Por una vez y aunque sea en muy pequeña parte, a ellos les tocaba sufrir en carne propia, el daño que ellos provocan y han provocado al resto de la humanidad…

Compartir:
error: Content is protected !!