Italia – Solos en la ciudad

Como cada año, llegado este periodo de Agosto en Italia, pareciera como si un terrible hechizo hiciera desaparecer toda la gente de las ciudades al improviso.

Las ciudades en Italia están literalmente desiertas, las persianas de los negocios permanecen cerradas y el trafico es increíblemente tranquilo y se puede estacionar sin tener que girar durante 40 minutos o estar pendientes de que venga algún vigilante.
Aeropuertos y estaciones de trenes invadidas de multitudes de pasajeros y como siempre, las empresas que no respetan horarios, ni contratos o venden mas puestos de los que en realidad están disponibles.

En todas las rutas y autopistas de Italia, interminables columnas de vehículos. Las playas están repletas de gente que trata de ganar su pequeño espacio de relax.
Según las noticias, unos 20 millones de italianos se han movilizado en busca de sus tan ansiadas vacaciones estivas.

Por todo este mes de Agosto y en especial las dos semanas centrales, parece que la realidad ha quedado de lado, a nadie le importa lo que pueda estar sucediendo. Ni que las empresas petrolíferas lleguen puntuales con sus clásicos aumentos de precio injustificados de verano, ni que la lotería con sus casi 130 millones de Euro pueda cambiar de un solo golpe el destino.

Las radios italianas suenan, en una sucesión interminable, los grandes éxitos de turno. La televisión transmite por enésima vez los clásicos del cine, desde películas mudas a las de blanco y negro y también las que han sido restauradas. Los noticieros de la tv italiana, al puesto de los clásicos alarmismos y campañas contra todo y todos, se llenan de recetas de cocina, lugares para visitar y hasta vídeos de youtube.
Como cada año, este es el verano italiano.

Compartir:
error: Content is protected !!